Es posible llegar a París de múltiples formas. Las más habituales son: avión, tren, autobús y coche. Los visitantes de otros continentes que no sea Europa encontrarán vuelos directos desde sus principales capitales.

Llegar a París en avión

El avión es la forma más común y rápida de llegar a París y, gracias los vuelos de bajo coste, en muchos casos es también la forma más barata si están en Europa.

Compañías de bajo coste que llegan a París:


Una vez que ya conozcas el aeropuerto de llegada del vuelo, deberás saber las diferentes formas de llegar al centro desde cada aeropuerto:


Tren

Recomendaríamos ir en tren solamente a los viajeros que tengan miedo a volar o tengan una especial afición por viajar en tren. Tanto la duración como el precio del trayecto son generalmente superiores a los de viajar en avión reservando con anticipación.

Pueden consultar los horarios y tarifas y reservar online en la web de TGV:


Autobús

Si prefieren el autobús al tren, Alsa y Eurolines realizan rutas entre París y diversas ciudades españolas. El tiempo de trayecto en autobús desde Madrid es de entre 16 y 18 horas, y desde Barcelona entre 14 y 15 horas.

La estación de autobuses de destino es en todos los casos Paris Gallieni, muy bien comunicada con el resto de la ciudad por el transporte público.

En nuestros sitios encontraras toda la informacion necesaria para aprovechar tu viaje al maximo y hacerlo inolvidable.